Degeneración de la retina del perro relacionada con la edad

0 Comment

Compartir

Existen muchos problemas y desórdenes que pueden afectar a los ojos del perro: desde problemas hereditarios que prevalecen en algunas razas hasta la formación de cataratas, pasando por problemas que surgen como consecuencia de un accidente o lesión.

Cuando los perros comienzan a envejecer y comienzan el proceso gradual que los llevará hacia el final de su vida, los problemas oculares y la pérdida de la visión se encuentran entre los eventos más comunes que pueden ocurrir y pueden aparecer de forma diferente.

Problemas comunes

Uno de los problemas más comunes de los ojos del perro relacionados con la edad es la degeneración de la mácula, que es una parte de la retina, el área ocular responsable de transmitir imágenes al cerebro para tú procesamiento.

Esto se conoce como degeneración macular y se encuentra casi exclusivamente en perros mayores. Puede llevar a una pérdida gradual de la visión.

¿Qué función tiene la retina del perro? La retina es la parte del ojo que funciona como una “cámara” cuando recibe información vital. La retina pasa los datos de las imágenes que recibe al cerebro donde se transforman en imágenes que el perro ve del mundo que le rodea.

La mácula en sí misma es una parte de la retina y es responsable de la agudeza vital de la vista. Es rico en conos foto-receptivos que procesan la luz. El daño a la mácula o tú degeneración a lo largo del tiempo lleva a la pérdida de la visión central del perro, lo que significa que el animal pierde la capacidad de visualizar claramente los objetos que tiene delante dejando intacta sólo la visión periférica.

¿Qué es la degeneración macular?

La degeneración macular es el término utilizado para referirse a una destrucción gradual y progresiva de la mácula misma a veces aparece como un verdadero agujero que se desarrolla en la mácula.

Este agujero es causado principalmente por la degeneración en lugar de un accidente. Sin embargo, en casos raros, incluso el daño físico al ojo puede causar que los vasos sanguíneos del ojo se rompan, causando un agujero.

¿Qué tipos de perros están en riesgo? Aunque la degeneración macular también puede ocurrir en perros jóvenes, es casi exclusivamente una afección de la vejez y es muy poco probable que ocurra en perros menores de siete años de edad.

De hecho, los perros con mayor riesgo son los mayores de diez años. Las causas precisas de la degeneración macular en el perro no se conocen completamente, se cree que son hereditarias, de hecho se ha observado que esta condición es más común en algunas razas de perros, como Shepherd Briard y Siberian Husky.

Curiosamente existe alguna evidencia de que algunos factores de estilo de vida pueden aumentar el riesgo de degeneración macular en perros.

Es importante estar atento monitoreando la vista de tú perro y en general la salud ocular una vez que tú perro comienza a envejecer. Siendo los problemas oculares muy comunes en perros mayores.

Dado que muchos problemas potenciales pueden afectar la salud ocular de los perros mayores y que muchos síntomas comunes son compartidos por diferentes patologías, puede ser difícil identificar la degeneración macular con certeza en comparación con otra enfermedad.

Sin embargo, aquí están algunos de los síntomas principales:

La pérdida de la visión central lleva al perro a confiar exclusivamente en la visión periférica y esto se nota porque siempre parece tener que girar la cabeza para concentrarse en un objeto estático.

No se puede localizar los objetos que tienes delante.

Falta de voluntad o renuencia a subir y bajar escaleras, bordillos transversales y otros pequeños obstáculos.

Post Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *